PIB: ¡Lo Estamos Malinterpretando!


Aprovechando la ventana de interés que nos permite tener la noticia del Fondo Monetario Internacional que expresa que el crecimiento de Panamá será el más próspero de Latinoamérica, hablemos un poco acerca del PIB. Primero, definamos porqué ser la nación con el mejor PIB proyectado para este año, no necesariamente significa que tengamos un mejor bienestar. Con este último enunciado, los invito a explorar un poco más sobre lo que mide realmente el Producto Interno Bruto (PIB).

Navegando por las redes sociales, podemos resumir la reacción del panameño en una sola pregunta: “¿Dónde veo reflejado el aumento del PIB si sigo viviendo igual?”. Para romper esta primera barrera, aclaremos el concepto. En un mundo perfecto, donde el ingreso de la población es distribuido equitativamente, el PIB representaría el valor de los servicios y productos que cada panameño produciría en un año. Esto quiere decir, que tengamos el PIB más alto que otros países no significa que nuestro bienestar sea mayor.

Si profundizamos aún más, podríamos enumerar todas las limitantes del PIB. No obstante, este no es el objetivo, sino dar a entender que estamos interpretando el PIB como un índice de progreso social (del cual Panamá se posiciona de cuarto en Latinoamérica con un puntaje de 74.61) o de desarrollo humano cuando este indicador no contabiliza la misma información que los otros.

Si regresamos al mundo perfecto, donde no existe la economía sumergida y tenemos toda la información de cada persona que realiza una actividad económica en el territorio istmeño, tendríamos una proyección más acertada pero no equitativa de la distribución de ingresos. El sector informal no tiene efecto en el cálculo del PIB.

En el 2016, la Contraloría General de la República realizó un supuesto de la cantidad de panameños que trabajan de manera informal en el Istmo y dado los resultados, refleja que este ha aumentado cerca de 5% en comparación con el año 2015. Sin embargo, el sector informal se conforma, según su definición desde cualquier empresa con cinco empleados o menos hasta el vendedor de hielo granulado con sabores frutales de la Cinta Costera que no reporte información fiscal alguna.

Estos argumentos nos llevan a una simple conclusión, el PIB por sí solo no puede calificar algo que pueda ser palpable por toda la población y mucho menos si la información brindada es imperfecta. A pesar de esto, se pueden sustentar el uso del PIB como un indicador macroeconómico. Espero ahora sea más claro que la correlación del dinero en tu bolsillo y el PIB no es tan alta, pero eso no desacredita el uso del mismo para reflejar que la economía panameña está teniendo un crecimiento alto y estable.

Perspectivas de la Economía Mundial – Fondo Monetario Internacional

https://www.imf.org/es/Publications/WEO/Issues/2018/01/11/world-economic-outlook-update-january-2018

Índice de Progreso Social 2017 – Michael E. Porter y Scott Stern

http://www.incae.edu/images/descargables/CLACDS/ips2017/spi2017-informe-final2.pdf


57 views

Praxis Comunicaciones, S.A.